Nuevamente en Cliza con Campaña de Cirugía Gral. Laparoscópica

Después de un prolongado tiempo en el que paralizamos nuestras acciones conjuntas a causa de la pandemia por el Covid- 19, la Unidad de Cirugía Laparoscópica Móvil de la Fundación Puente de Solidaridad llegó nuevamente hasta el Municipio de Cliza, en el Valle Alto cochabambino. Llegamos para desarrollar una Campaña que permitió la realización de cirugías de vesícula y hernia, a bajo costo; gracias al Convenio interinstitucional que se mantiene y fortalece con el Hospital Materno Infantil San Juan de Dios de Cliza.

Nuestro Equipo misionero encabezado por los cirujanos, Dr. Jhonny Camacho Apaza y Dr. Jaime Vallejos , con el entusiasmo permanente reinicia esta labor en torno a las Campañas quirúrgicas en el Municipio de Cliza. Como característica de este encuentro de servicio a favor de la salud de la población que lo requiere, se ha podido integrar las acciones con el Equipo Médico de este reconocido Hospital, con el objetivo de atender las dolencias de la población por medio de cirugías accesibles, oportunas y seguras.

La población clizeña, asi como la de otros municipios y de las comunidades aledañas, han respondido a la convocatoria con ciertas dificultades como podemos todavía percibir, porque la situación económica y de salud por el covid 19 aún continúa golpeando a la población boliviana; sin embargo, se presentaron varios casos que, por su realidad y situación de salud, felizmente pudieron realizarse la cirugía lo que les ha permitido restabablecerse muy pronto. A los pacientes y sus familias agradecemos la confianza puesta en esta acción solidaria entre el Hospital de Cliza y la Fundación Puente de Solidaridad.

Durante las jornadas de Campaña, desarrolladas del 10 al 12 de noviembre, se ha atendido intensamente y con calidad profesional que reconocemos en los médicos locales, personal de salud y administrativo de dicha institución hospitalaria. Asimismo, los misioneros de Puente de Solidaridad han velado para que todo el proceso de la Campaña sea vivido con las actitudes y valores que nos inspiran a servir a nuestros hermanos y hermanas que cuentan con menos oportunidades en nuestro contexto. No sólo se procede a realizar las valoraciones médicas pre-quirúrgicas y luego la cirugía misma, así como el cuidado post quirúrgico de cada paciente, sino también hacemos presencia con cariño y respeto por la vida de cada persona que es parte de esta experiencia de sanación, haciendo un acompañamiento espiritual a cada paciente y a cada familia que está presente.

Sin duda alguna, los nexos creados en estos espacios nos permiten conocer la realidad desde ópticas que amplían la nuestra y nos convocan a continuar aunando esfuerzos con otras instancias de salud, para así apoyar actividades que promuevan la atención médico quirúrgica en los municipios donde cada vez somos conscientes de las carencias y dificultades.

Sumando una campaña más en su haber en el Hospital Materno Infantil de Cliza despedimos esta actividad con la esperanza de volver pronto a encontrarnos con cada una de las personas conocidas y con su maravillosa población a la cual estamos, siempre, motivados a servir.

Nuestra Fanpage